El seguro saca provecho del nuevo baremo de accidentes de trafico

  • Los precios de seguros de autos han subido más que los costes
  • Más trabas jurídicas a la hora de reclamar

A mediados de 2015 se instaló un mantra en las compañías de seguros de coches: el nuevo baremo para indemnizar a las víctimas de accidentes de tráfico –que entraba en vigor el 1 de enero de 2016– iba a aumentar los costes para las aseguradoras. El sector calculó que las compensaciones a los damnificados se elevarían alrededor de un 16%. Para compensar este encarecimiento de los costes, el seguro comenzó a subir los precios. En el segundo semestre de ese año las pólizas de auto se encarecieron un 4,8%, y durante 2016 siguieron subiendo.

Transcurrido un año desde la entrada en vigor del nuevo baremo de indemnizaciones, y a falta de que las entidades aseguradoras publiquen datos definitivos, el sector parece haber sacado partido al nuevo marco normativo. Pero, ¿no iban a aumentar los costes? En el caso de las lesiones graves y los fallecimientos sí, pero para las lesiones más leves las indemnizaciones han caído. Sigue leyendo